La decoración estilo vintage cada vez gana mayor cantidad de adeptos, ya que casi nadie puede resistirse al encanto de incorporar piezas de épocas pasadas a su hogar. Sin embargo, algunas personas todavía tienen un concepto errado sobre este estilo decorativo, pensando que ‘vintage’ es sinónimo de tener la casa repleta de muebles obsoletos y piezas de anticuario.

Por supuesto, la realidad es muy diferente. Si se escogen correctamente las piezas decorativas y se mezclan con inteligencia, es posible crear un ambiente de inspiración vintage y retro sin que todo luzca antiguo y pasado de moda.

Para ayudarte en esta cuidadosa selección de piezas, cuentas con la experiencia de Muebles Escarlata, una tienda encargada de restaurar y dar una segunda vida a las piezas de mobiliario más encantadoras que puedas imaginar. Si estás interesado en lograr una decoración vintage, te dejamos algunos consejos interesantes a continuación.

Incorpora papel pintado

El papel pintado está de regreso, pero modernizado. Aunque cumple la misma función de siempre, la tecnología ha permitido la creación de papel pintado con diseños y texturas exclusivas, colores vibrantes y materiales mucho más resistentes, facilitando su incorporación en ambientes actuales para dar un toque vintage a la decoración.

Inspírate en libros, películas y revistas antiguas

Para decorar necesitas tomar referencias y nada mejor que el cine, la televisión y las revistas de otras épocas para mostrarte objetos que realmente estuvieron de moda en aquel entonces. Con estas referencias podrás inspirarte y adaptar la decoración, recorriendo las tiendas hasta encontrar esos elementos decorativos que se adapten a la idea que tienes en mente.

Piezas únicas

Evita sobrecargar los espacios con muchos detalles pequeños y, en su lugar, aprovecha piezas de mobiliario contundentes, que resalten por su originalidad. Es posible mezclar diferentes estilos de decoración cuando se trabaja con piezas vintage, por lo que tu creatividad no se debe ver limitada a una época o década en particular.

Aprovecha los colores vibrantes

Algunas épocas se caracterizaron por el uso de colores brillantes y vibrantes, poco convencionales en la decoración actual. En lugar de descartarlos, utilízalos a tu favor para crear un ambiente único en su estilo, pero asegurándote de no saturar los espacios ni abusar de ellos. Pequeños detalles como jarrones, alfombras o cojines son ideales para llevar colores vibrantes.

Lámparas vintage

Las luminarias vintage y aquellas de origen industrial resultan ideales para lograr una decoración con reminiscencia al pasado. Además, la iluminación es un elemento fundamental para crear ambientes cálidos y resaltar áreas específicas donde deseamos centrar la atención de los visitantes.

Encuentra objetos llenos de personalidad

Para que la estancia adquiera vida propia, necesita objetos clave que estén llenos de personalidad y se conviertan en protagonistas indiscutibles del espacio. Considera también que estos objetos tengan una funcionalidad real, más allá de ser un mero objeto decorativo, y habrás acertado en la elección.

Estamos seguros de que estos consejos te ayudarán a recrear un ambiente de inspiración vintage o retro con mucha facilidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.