Ya hay fecha para el lanzamiento de Project Cambria, las gafas de realidad virtual de Meta. El propio Mark Zuckerberg se ha encargado de anunciar la noticia públicamente en una entrevista concedida al popular podcast de Joer Rogan, dejando claro que el dispositivo será presentado en la conferencia anual Connect, que se celebrará el próximo mes de octubre. De esta forma, el fundador de Facebook aprovechó la ocasión para exponer algunos detalles importantes sobre la que se postula como la apuesta por la realidad mixta de gama alta más esperada del curso.

De entrada, al margen de especificaciones técnicas, Zuckerberg ha confirmado que una de las grandes novedades que traen consigo estas gafas es la de trasladar los movimientos del mundo real al metaverso. Para ello, el dispositivo cuenta con multitud de sensores que se ocupan de registrar detalladamente variables como la expresión del rostro y la mirada para luego fijarlas en el avatar en tiempo real y crear así una sensación de comunicación más precisa.

Para Project Cambria este intercambio natural de expresiones entre avatares cobra un especial protagonismo, y es que a través de él pueden generarse sensaciones más intensas en el cerebro a la hora de mantener una conversación. Invertir en una tecnología que defina minuciosamente esta forma de relacionarse es superar la propuesta de versiones previas en las que, por ejemplo, el movimiento del ojo lo hacía una inteligencia artificial. El modelo que aterrizará en el mercado el próximo mes de octubre llegará para resolver estos pequeños déficits y ampliar horizontes en la capacidad virtual de interacción.

La entrevista ha servido también para hablar de aquello en lo que Meta está trabajando de cara a un futuro no tan lejano. En concreto, Mark Zuckerberg apunta al desarrollo de unos guantes hápticos que permitirán a los usuarios tocar objetos digitales como si se tratasen de objetos físicos, percibiendo de esta forma elementos tan concretos como la textura, las vibraciones o la temperatura de una superficie. Se trata de un concepto innovador que llegaría para revolucionar la experiencia táctil en el metaverso. 

Aunque puedan ir surgiendo componentes añadidos a las nuevas gafas de Meta, el propósito es concentrar en un mismo dispositivo todas las funciones posibles y prescindir así de artefactos adicionales que generen más ortopedia que fluidez. La compañía estadounidense busca que Project Cambria mantenga un diseño de dimensiones reducidas que facilite su uso discreto en escenarios públicos y que suponga un salto cualitativo en cuestiones de manejabilidad.

El apartado gráfico

Con todo este potencial de por medio sólo resta que el apartado gráfico de Horizon Worlds, el metaverso de Zuckerberg, consiga estar a la altura de las circunstancias para sacarle a las gafas el mayor provecho posible. La idea, como no podía ser de otra forma, pasa por alcanzar un nivel de realismo que vaya en consonancia con el grado de interacción que propone Project Cambria.

Para ello, la última actualización de Horizon incorpora escenarios en los que se han cuidado detalladamente las texturas y las formas, que están creados bajo una carga poligonal mucho más abundante. También se están empleando softwares visuales más potentes para conseguir recreaciones que simulen al máximo la realidad y que hagan que el usuario experimente sensaciones similares a las vividas en el plano físico. En esta tarea se está siguiendo el ejemplo de las dos grandes referencias que existen en el campo visual: la industria del videojuego y las plataformas digitales de juegos de azar.

En el primero de los casos destaca sobre todo el uso de la última versión del motor gráfico Unreal Engine. Se trata de una herramienta que centra sus esfuerzos en el tratamiento especial de la geometría y la iluminación sobre cada uno de los modelos de objetos diseñados, generando de este modo espacios y personajes repletos de naturalidad y con movimientos y perspectivas especialmente logrados. Cabe destacar que esta tecnología trae consigo un algoritmo que se ocupa de simular el recorrido de la luz en todo momento.

El carácter hiperrealista de Unreal también es un clásico en los principales casinos en línea Argentina, que se han especializado en crear salas de juego totalmente adaptadas a las posibilidades que ofrece la realidad virtual. Aquí las imágenes gozan de una apariencia hecha a base de millones de polígonos y renderizados minuciosos, lo que se traduce en crupieres de aspecto casi real, en máquinas tragamonedas con brillos y reflejos perfectos o en tapetes con un movimiento del pelaje especialmente natural. Con este panorama de recursos, no resulta extraño que desde Horizon Worlds hayan tomado buena nota de ello.

Si bien es cierto que el CEO de Meta no quiso aportar información sobre los rangos de precio que se manejan para las gafas de Project Cambria, todo apunta a que no serán especialmente baratas. Hay que tener en cuenta que son de gama alta y que superarían el valor de las Quest, fijadas en unos cuatrocientos dólares. Toca esperar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.