El trabajo de oficina requiere una serie de equipamiento que ayude a llevarlo a cabo. Uno de los elementos clave es el mobiliario de oficina que utilizaremos durante las jornadas laborales. Los muebles, aunque no son lo más importante, pueden marcar una gran diferencia en el desempeño laboral.

Uno de los muebles más importantes de la oficina son las mesas para ordenador. Si estás buscando una, puedes consultar el catálogo de mesas de ordenador de Ofisillas para comprar la que mejor se adapte a tus necesidades o para tomar ideas. También puedes seguir estos consejos para encontrar la mesa perfecta.

Concepto y dimensiones de la oficina

Todo dependerá en gran parte de si estamos hablando de una oficina personal para teletrabajar desde casa o de si tenemos que comprar decenas de mesas de oficina para una empresa. Sabiendo eso presta atención a los siguientes puntos.

De qué espacio disponemos

Las mesas de oficina tienen diferentes diseños para adaptarse a diferentes espacios. Lo más habitual es una mesa rectangular con unas medidas estándar, pero si el lugar donde vamos a colocar la mesa nos lo permite, podemos optar por otros modelos que rompan con la norma. Por ejemplo, si vas a colocar la mesa en una esquina, es una gran opción adquirir una mesa en L, ya que es más grande y permite crear dos espacios diferenciados, que ayudan despejar un poco la mente de los trabajadores y a poder destinar cada lado a tareas distintas.

Cuanto mayor sea el espacio del que disponemos, más posibilidades tendremos para crear un espacio de trabajo adecuado.

Trabajar con comodidad

Hay una máxima ineludible a la hora de escoger mesa de oficina y es que su principal objetivo es facilitarle la vida al trabajador, quien, para poder desempeñar sus funciones, debe sentirse cómodo. Si el espacio en el que vamos a desarrollar la actividad no invita a trabajar y genera estrés, estaremos afectando a la productividad y generando un malestar que repercutirá de manera negativa en el rendimiento.

Trabajar con comodidad

El tamaño de la mesa es un elemento fundamental para generar comodidad, sobre todo la anchura y el fondo. Deben ser mesas amplias y espaciosas. La altura de las mesas tiene menos importancia porque suele estar estandarizada y si no, siempre puedes comprar una mesa con altura regulable para evitar problemas de espalda.

El orden es fundamental

El trabajo exige consultar y manipular libros, documentos, cuadernos, informes, material de oficina… Para ser lo más eficientes posibles tendremos que mantener un orden, así que será mejor hacerse con una mesa que tenga cajoneras y compartimentos en los poder organizar de manera lógica y racional los elementos de trabajo que necesitemos. Así podremos mantener un espacio de trabajo limpio y ordenado que nos permita ahorrar tiempo.

Diseño

Algo que va a marcar la diferencia a la hora de crear un entorno de trabajo agradable es el diseño del mobiliario. No es solo una cuestión de funcionalidad, la mesa de trabajo debe ser bonita, ya que vamos a pasar muchas horas junto a ella.

Escoger un diseño que vaya con la estancia o que apoye la idea corporativa de la empresa siempre será una buena opción y ayudará a generar una buena predisposición al trabajo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.